26/7/09

esa carita tan dulce de niña buena, jamás delataría la fiera salvaje que tiene dentro. siente que lleva una bomba de relojería entre las piernas, y en cualquier momento va a estallar, salpicando al primero que pase por su lado. intenta esconder las ganas bajo las uñas. es inútil. ella es una más de las tantas que hay sueltas por la vida. una puta libertina, como las del Marqués de Sade.
se baja las bragas y se sienta de piernas abiertas a esperar a alguien que se atreva a joderla.

8 comentarios:

DANI dijo...

Ups! cualquier comentario que hiciera estaria fuera de tono ja ja ja, así que lo volveré a leer por si acaso. ;)

Besos prudentes

eliú dijo...

y bueno... el libre albedrío... el libre albedrío... no?

Dara Scully dijo...

En petit comité, las putas libertinas son mis favoritas.



¡miau de limón!

marta dijo...

Si esa es su forma de divertirse, ¡que se divierta! :)
Un beso MUYGRANDE.

quizas dijo...

si esta segura segura..

Mónica dijo...

Hola chica pirata!! ¿cómo estás? Tanto tiempo.... no voy a comentar con palabras xq no estaría a la altura de la fuerza del pequeño relato.

Pero me gustó mucho, te mando un beso grande. se te extraña muchoooo

CAVA dijo...

WOW, ME GUSTO...!¡!
UN BESO.

Perséfone dijo...

Pues oye, ojalá todas fuésemos capaces de mostrar nuestro deseo sin reprimirlo del modo en que solemos hacerlo.

No sé si la vida sería mejor, pero seguro que si disfrutábamos el triple de lo que ya lo hacemos.

Bonito blog.

Un saludo.